La reproducción sexual y el embarazo

Mantener relaciones sexuales, además de proporcionarnos placer, nos abre la posibilidad de reproducirnos.

La característica fundamental de la reproducción sexual es que se origina un nuevo individuo por la fecundación o fusión de dos células (óvulo y espermatozoide), cada una de las cuales procede de un progenitor diferente sexualmente: mujer y hombre.

Foto de www.reproduccion.com

La etapa reproductiva comienza en la pubertad, cuando las mujeres tienen su primera  menstruación y los hombres comienzan a eyacular. A partir de ese momento, sea cual fuere la edad de la mujer o del hombre, si se tienen  relaciones sexuales con penetración,  total o parcial, es posible que se produzca un embarazo.

Así pues, la reproducción es responsabilidad tanto del hombre como de la mujer, por lo que los dos deben implicarse en planificar  el embarazo. Tener descendencia puede ser un motivo de satisfacción si se desea y si se está en condiciones de disfrutar la llegada  de un/a  hijo/a. Aunque la reproducción es cosa de dos, la mujer es la que se queda  embarazada, la que parirá y la que, debido a los roles de género, será  la mayor responsable de la crianza.

Por ello, es a la mujer a quien  le toca decidir, en última instancia, si desea quedar­se embarazada o no. En algunas ocasiones, bien  por desconocimiento bien por error, se producen embarazos que no se desean. Para poder decidir y planificar los embarazos y mantener  una sexualidad saludable, existen los anticonceptivos.

EL EMBARAZO

El embarazo es el período que transcurre entre la implantación en el útero del óvulo fecundado hasta el momento del parto. Dura unas 40 semanas, desde el primer día de la última menstruación o 38 desde la fecundación (aproximadamente unos 9 meses).

El primer trimestre es el momento de mayor riesgo de aborto espontáneo; el inicio del tercer trimestre se considera el punto de viabilidad del feto.

Durante el embarazo se producen en la mujer cambios fisiológicos, metabólicos e incluso morfológicos encaminados a proteger, nutrir y permitir el desarrollo del feto: interrupción de los ciclos menstruales; aumento del tamaño de las mamas para preparar  la lactancia, etc.

¿ES LO MISMO GESTACIÓN QUE EMBARAZO?

El término gestación hace referencia a los procesos fisiológicos de crecimiento y desarrollo del  feto en el interior del  útero  materno. En teoría,  la gestación es del  feto y el embarazo es de la mujer, aunque en la práctica  muchas  personas utilizan ambos  términos como sinónimos.

embarazo

LA SALUD DURANTE EL EMBARAZO

Es importante que la mujer embarazada cuide su salud y la de su bebé por lo que debe acudir a profesionales de la medicina, que le prestarán atención y cuidados médicos y le marcarán las pautas a seguir para que el embarazo se desarrolle en las mejores condiciones.

En España, las mujeres extranjeras embarazadas tienen derecho a la asistencia sanitaria, pública y gratuita, durante el embarazo, parto  y posparto, tanto  si tienen papeles como  si no los tienen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *