Entrenamiento de mediación I: El arte de preguntar

La mediación familiar es un método sumamente  eficaz  para resolver conflictos familiares. En este espacio de sensibilización centrado en la mediación en los procesos de ruptura, separación o divorcio, queremos reflexionar sobre la intervención que realiza  la persona mediadora. Se trata de realizar  una intervención necesaria  para ayudar a las parejas a que ese proceso de ruptura se realice de la forma más cooperativa posible. La disputa existirá pero para hacerla productiva hemos de controlarla e intervenir en ella para que las parejas exploren sus palabras, lo que dicen y lo que sienten.

La Mediación es una oportunidad pero para que sea eficaz la persona mediadora debe estar entrenada para saber aprovechar los recursos que ofrece. No es una simple conversación, aunque debe parecerlo. Y no existe un manual de preguntas y respuestas, ya que en mediación cada pareja, cada familia, cada situación es única. Por eso es tan importante aprender a preguntar. LA PREGUNTA es una de las claves de la intervención mediadora.

En este primer entrenamiento te invitamos a explorar este arte, a trabajar esta habilidad, LA PREGUNTA, de la mano de nuestro entrenador Ángel Gutiérrez, docente y orientador, formador experimentado en el área de la comunicación.

Inscríbete en este webinar GRATUITO y no te quedes sin tu plaza. ¡Te esperamos!

¿Por qué es importante aprender a preguntar?

Las dificultades emergen de las preguntas adecuadas y reconducen nuestros verdaderos problemas. En Mediación Familiar, y en particular en los casos de ruptura de pareja, los problemas requieren un análisis en profundidad y para ello hemos de ser capaces de investigar con sensibilidad, tratando de encontrar no la respuesta aparente sino la subyacente.

El equipo de Mediación ha de analizar desde su raíz los conflictos y ayudar a desarrollar soluciones creativas para los mismos, colocar el prisma para que las personas vean lo que en ese discurso de indignación no son capaces de ver y  es importante. Con la pregunta logramos que examinen las posibles consecuencias de un problema para transformarlo en varias alternativas, y solo con las preguntas correctas vamos a ser capaces de que las parejas generen ideas que les orienten a la acción. Son las parejas quienes deciden pero el mediador o la mediadora tiene que ayudarles a explorar su pensamiento más profundo y sus verdaderos deseos, sus necesidades y las de sus hijos e hijas, que son nuestra prioridad en Mediación.

Este webinar forma parte del Programa de Sensibilización a la Mediación Familiar en casos de ruptura matrimonial o convivencial, que cuenta con la subvención del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social.